Como en Viena: hemos dejado atrás dos bellos conciertos de Año Nuevo

Eventos

Añadido:

Como ya es tradición, el primer fin de semana del nuevo año se celebraron dos conciertos de música absolutamente excepcionales. Acogimos a 125 m bajo tierra a los excelentes artistas de la Ópera de Cracovia. 

Los conciertos de Año Nuevo en la Mina de Sal «Wieliczka» son organizados desde hace ya más de diez años. Año tras año gozan de un enorme interés, de ahí que desde hace varias temporadas se celebren dos de estos conciertos. 

El pasado sábado y domingo (5 y 6 de enero de 2019) los subterráneos de sal resonaron con la bellísima música interpretada por la Orquesta de la Ópera de Cracovia dirigida por Tomasz Tokarczyk. No obstante, ante todo admiramos sobre el escenario a espléndidos solistas: Katarzyna Oleś-Blacha, Monika Korybalska e Iwona Socha, además de Krzysztof Kozark y Adam Sobierajski, que fascinaron al público reunido en la cámara Varsovia. Una sorpresa para el público fueron las actuaciones de los artistas del Ballet de la Ópera de Cracovia.

Este año, para celebrar el centenario de la independencia, no podían faltar en el programa de conciertos acentos polacos. El concierto comenzó con Polonez de W. Kilar y Kujawiak de H. Wieniawski, acompañadas de una exhibición de danza interpretada por bailarines del Ballet de la Ópera de Cracovia. También escuchamos la nostálgica Pieśń Heleny de K. Dębski, interpretada de forma conmovedora por Katarzyna Oleś-Blacha. En la siguiente parte del concierto escuchamos, entre otras, obras de los clásicos vieneses de la ópera y la opereta, incluyendo el famoso El Danubio azul, la obertura de El murciélago o también el terceto de tesoros de El barón gitano.

La segunda parte del concierto transportó al público hasta Italia. Sin embargo, los excelentes solistas no solo presentaron en su repertorio los clásicos italianos: Donizetti, Rossini o Verdi. También escuchamos interpretaciones operísticas de populares éxitos de la música ligera, entre otros, las conocidas por todos Felicità o Lasciatemi cantare y Volare, a las que también se sumó de buen grado el público reunido en la cámara Varsovia.

Los conciertos fueron cautivadores y extraordinarios. Invitamos a todos los melómanos a la Mina de Sal «Wieliczka» dentro de solo un año.

 


Ver la galería de fotografías. 

 

Galería

El sitio web de la «Mina de Sal “Wieliczka”» utiliza archivos cookies, que te permiten y te facilitan la utilización de sus recursos. Al utilizar el sitio manifiestas al mismo tiempo tu consentimiento para el uso de los archivos cookies. Encontrarás información detallada en la pestaña Cláusulas Legales.